Reparar un MP3

Reparar los botones de control de volumen.

En esta página voy a detallar como reparé un MP3 que me encontré tirado y roto. El objetivo es mostrar técnicas básicas que se aplican en modificaciones y reparaciones de electrónica. El especimen en cuestión es el de la fotografía de arriba. Lo primero que hice fue probarlo, y comprobar que se encendía. No obstante, no funcionaba el control del volumen, que se ajusta con 2 botones, y no se oía bien. La mayoría lo hubiera tirado a la basura, o lo habría usado como memoria USB. Yo lo desarmé, como es habitual en mí, a ver que podía averiguar. Vamos a verlo.


Daños

Lo primero que hice fue hacer una inspección visual general. Desmontarlo fue muy sencillo. 2 tornillos pequeños, que se pueden quitar con destornilladores de relojero. Pronto averigué porque no funcionaban los botones del volumen. Éstos se apoyan sobre unos pequeños pulsadores, soldados a la placa, que recogen la presión, y realmente son los que hacen el trabajo (los de la foto de abajo. Lo de "izq" y "der" lo explico luego).

Estos pulsadores habían sido arrancados, o se habían soltado, seguramente debido a un golpen en el lateral. O sea, que para volver a restablecer el control del volumen, había que colocar unos pulsadores idénticos. Por suerte, los originales estaban dentro de la carcasa del aparato, así que sólo tenía que encontrar la forma de volverlos a colocar, lo cual debería haber sido sencillo... pero había sido un golpe fuerte, y la placa se había dañado.

En la imagen de abajo se ven en detalle los emplazamientos de los pulsadores.

Cada pulsador va montado en uno de las zonas blancas con 2 agujeros que se ven en la imagen superior, con 4 contactos, o pads, que he numerado, para entendernos mejor de aquí en adelante.


Daños en el pulsador derecho

Empezemos por el pulsador de la derecha. Los 4 contactos son los enmarcados en violeta, en rojo y en azul. Los violeta no van a dar problemas, y solo habría que volver a soldar. En el contacto encarcado en rojo, habría que reestañar un poco, para poder soldar el terminal metálico correspondiente del pulsador. El problema más grave de este pulsador nos lo va a dar el contacto azul, porque al desprenderse, el pulsador arrancó la pista de cobre que iba soldada a este contacto. Por suerte no la seccionó, y ésta quedó colgando, lo que me permitirá salvar el escollo. Abajo se ve en detalle, desde un lado, como la pista está levantada de la placa.


Lo primero es preparar los puntos a soldar. Yo uso una estación de soldadura con regulación de temperatura, y un soldador con una punta de 0,2mm. Pero un soldador de entre 11W y 20W, con una de 0,5mm podría valer.

En la imagen de abajo se ve como los contactos 2 y 3, enmcarcados en violeta, brillan más que antes, debido a que quité el viejo estaño, con un chupón, y le apliqué estaño fresco de buena calidad. En este paso, y en este caso, mejor que haya bastante estaño, por la forma en la que vamos a soldar el pulsador.

En cuanto al contacto 1, enmarcado en amarillo, lo mejor era retirar el estaño que había, y aplicar poco o incluso nada de estaño nuevo, de momento, pues de lo contrario, al colocar el pulsador, impediría soldar los contactos 2 y 3 comodamente, como se verá a continuación.

Ahora hay que situar el pulsador sobre el lugar donde tiene que ir, y apoyando uno de los terminales sobre su contacto, ya estañado, calentar con el soldador hasta unirlos. Con ello bastaría que una mano sujetara el pulsador (o unos alicates), y la otra el soldador (no sería necesario aplicar más estaño).

Ojo con cual de los 2 pulsadores se coloca, porque no son iguales. En origen sí, pero no tras el accidente. Como se puede ver en la foto de donde estaban los 2 juntos, uno de ellos tiene los terminales más largo. El que nos interesa ahora es el que no los tiene, el que en la imagen está indicado como "der". El otro pulsador es para el lado izquierdo (importantísimo que sea este para que no haya problemas).

Luego se repite la operación con el otro terminal, y finalmente, una vez en su sitio, se soldarían los contactos laterales, con cuidado al hacer el de la pista levantada, para lo que recomiendo sujetarla previamente con una buena cinta aislante.

Este botón ya sería funcional. Pasemos al otro, que nos va a dar más guerra.


Daños en el pulsador izquierdo

En el pulsador izquierdo, las cosas estaban mucho peor. Los contactos, enmarcados en amarillo, han desaparecido completamente, arrancados de cuajo por el pulsador, al desprenderse. Tenía que encontrar puntos alternativos donde soldar.

Primera noticia (buena); el contacto 1 y 4 son en realidad los mismos. Lo cual quiere decir que basta con soldar el contacto 4, que sí se salvó, y el 1 podría ir suelto. Un problema menos.

Pero los contactos delicados son el 2 y el 3, los de la parte superior. Estos son los que, cuando el pulsador se aprieta, mandan la señal a la circuitería del MP3, cerrando el circuito entre ambos. El más chungo es el 2. Una inspección minuciosa reveló que no había otro punto donde agarrar ese contacto a excepción de una de las patitas del circuito integrado que está justo arriba.

Aunque no se aprecie en la foto, a contraluz se podía ver una muy ligera protuberancia bajo la zona blanca, que revelaba la trayectoria de la pista de cobre que iba al contacto desaparecido. Había que soldar el contacto del pulsador a la patita del circuito integrado a la que lleva el camino violeta. Pero, aunque en la imagen no se perciba, las dimensiones de ese circuito y la proximidad de las patitas, es muy reducida. Así que para no arriesgarme a hacer un puente de estaño entre 2 patitas cercanas al soldar, decidí rascar con un cuter el recubrimiento verde de la pista, hasta ver el cobre brillante que hay debajo, y estañarlo.

Después debería soldar en esa pequeña zona estañada, lo cual sería equivalente al contacto 2, arrancado y ya no disponible.

Para el contacto 3, se podría soldar a la patita del extremo derecha del circuito integrado (se ve que la pista del contacto 3 lleva hasta ahí), pero yo repetí la jugada anterior, raspando el recubrimiento verde de la pista, al lado del contacto, estañando, y soldando ahí el terminal del pulsador, como se ve a continuación (enmarcado en violeta).

Por eso era importante elegir el pulsador adecuado de entre los dos, para este lado. Si te fijas, en esta última soldadura, se necesitaba que el terminal del pulsados fuera largo, para llegar a la zona rascada de la pista, y el pulsador que ya soldé en el lado derecho, no lo tenía. Es muy importante observar antes de actuar. Merece la pena, porque a menudo ahorra muchos contratiempos.

Para el otro contacto, lo que hice fue usar cable muy fino (kynar). En estos pulsadores, los terminales que van soldados a la placa sobresalen un poquito por la parte superior, que es donde he soldado el cable, por comodidad (insisto que aunque aquí no se aprecia, las dimensiones son muy pequeñas, y el cable es muy fino).

El otro extremo del cable lo sueldo a la pista que anteriormente estañé, justo al lado de la patita del circuito integrado. A pesar de que tengo algo de experiencia, hubo que intentarlo 2 veces, porque la superficie de contacto es bastante pequeña. El resultado es el siguiente.

En este punto, los controles del volumen ya vuelven a funcionar. Habría que montarlo parcialmente, para probarlo, y luego con cola térmica o super glue, reforzar la unión de los pulsadores, para evitar que vuelvan a ser arrancados por un posible golpe, ya que además se puede producir con mayor facilidad, sobretodo en el izquierdo, porque como los contactos desaparecieron, este pulsador esta sujeto a la placa únicamente por el contacto 4. El resultado final es el siguiente.

Y como puede apreciarse, funciona.